Hace 75 años que asesinaron a Blas Infante

Era la madrugada del 11 de Agosto de 1.936. Del cine Jáuregui en Sevilla sale un camión con varios detenidos, custodiados por miembros de Falange Española. El camión se dirige en dirección a Carmona ,cada cierto tiempo, el camión paraba y bajaban a uno de sus ocupantes. Posteriormente se escuchaban varios disparos. Nadie hablaba, nadie preguntaba, todos conocían el porqué; el camión seguía su trayecto fúnebre, hasta llegar al km.4 de la carretera de Carmona. En esa cuneta, bajan a un hombre cuyo único delito fue soñar con una Andalucía diferente. Era un soñador, un pensador, un intelectual que consagra su vida al servicio de los demás, especialmente a los más desfavorecidos, los que fueron su más profunda preocupación, los “jornaleros”, los “campesinos sin tierra”, “los moriscos, convertidos en jornaleros”. Varios disparos retumban en la “madrugá” sevillana, mientras que de la garganta de un hombre, sale un grito: “Viva Andalucía Libre”. Esas fueron sus ultimas palabras.

Blas Infante era un hombre bueno, honesto y radicalmente libre. Un hombre que renució a su cómoda vida de notario para dedicarle su vida al ideario político que salvara a Andalucía de la miseria y la dependencia del caciquismo. Luchó contra esa Andalucia de señoritos que tenian una legion de jornaleros a su servicio .

Todos los años sufrimos la manipulación indecente que sufre su figura. Hasta el PP reclama su ideario.  Hace 75 años que los facistas lo asesinaron. Sirvan estas letras de pequeño homenaje y de recuerdo. !Viva Andalucia!

No hay comentarios:

Publicar un comentario