President simbólico

Reconozco que desde que tengo uso de razón política tenía, hasta el procés, a los políticos catalanes asi como idealizados; desde la transición creía que la clase política catalana era más adelantada, cultivada, más europea, más moderna. La derecha en Cataluña era como la más parecida a  las derechas europeas.  Los tenia en un pedestal;  me equivoqué. Viendo la actuación durante el procés, y   sobre todo en este último tiempo; ver la gestión que está haciendo  llego a la conclusión que son, aparte de unos irresponsables, una banda.... Están haciendo el ridículo a unos límites increibles. Cataluña agudiza el declive y el disparate se agrava gracias a estos lunáticos. Y ahora andan dándole vueltas a una salida al pavo que declaró una república un viernes y salió huyendo el lunes escondido en el coche de su mujer. Quieren proclamarlo President simbólico para quitárselo de encima. Lo que no es simbólico es que Junqueras se va a comer varios años en Estremera mientras que Puigdemont vivirá felizmente en su mansión de Waterloo con su título honorífico. Lo dicho, unos genios

No hay comentarios:

Publicar un comentario