Los macarras de la moral

Los obispos andaluces entran descaradamente en campaña ,reproduzco algunos párrafos de la noticia leída hoy en distintos medios:
"Los obispos de las diócesis de Andalucía han pedido a los católicos que tengan en cuenta el 'rechazo del aborto y la eutanasia' y la defensa del matrimonio como 'unión estable de un varón y una mujer'' a la hora de votar en las elecciones andaluzas del próximo 25 de marzo". También dicen que es el “momento histórico” que los obispos dicen que se está atravesando, proponen un cambio de modelo: “Frente a la mentalidad tan extendida del derecho a la dádiva y de la subvención, se hace necesario promover la estima del trabajo y del sacrificio como medio justo decrecimiento personal y colectivo para el logro del bienestar”.

Entre lineas está claro- aparte de que nos tratan de vagos- lo que piden ,"votar a los partidos que rechacen el aborto y la eutanasia", no hay que ser un lumbreras para saber que es el  Partido de la Propaganda. Que pidan menos subvenciones y más currelo suena a auténtico cinismo. Poner la mano para coger 200 millones de euros que  recibió el año pasado la Iglesia católica como subvención del estado, solo a cuenta del IRPF, resulta,  cuanto menos, desvergonzado e hipócrita. Pedir  menos subvenciones y menos vivir del cuento  me recuerda a otros "toreros" que ya se pronunciaron  sobre la Andalucía vaga y vividora. Me viene a la memoria  los  Durán i Lleida , los Cayetanos y algún que otro miembro del PP nacional que ya pusieron banderillas en esta plaza.  Aunque tiene  gracia- y una gran carcajada- que pidan  los obispos trabajar más. Suena a pitorreo, a chirigota de Cádiz.
No lo puedo remediar, cada vez que escucho a la jerarquía de la iglesia española mandar estas misivas, me viene a la cabeza una canción de Serrat que se titula  “Los macarras de la moral”. Así que menos política y más ejemplo señores obispos. Y no digo más,que me conozco y me  caliento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario